En abril, la producción de pymes industriales cayó 53,1 por ciento

Lunes 1 de junio de 2020
Indumentaria, electrónica, material de transporte y metal registraron bajas que superaron el 70 por ciento.
El parate económico que suscitó el aislamiento social preventivo y obligatorio, medida del gobierno nacional para frenar el número de contagios por la pandemia del coronavirus, impactó en la producción de las pymes industriales, que sufrió una caída del 53,1 por ciento interanual en abril, mes completo del confinamiento, según datos de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (Came). La fuerte merma se explicó por la notoria caída en el consumo interno y la exportación de manufacturas industriales.
“Más allá de que hubo empresas con cero actividad, otras sólo vendieron productos que tenían en stock”, explicaron desde la entidad que también indicó que en la comparación mensual el indicador de la industria pyme perdió 37 por ciento.
Asimismo, Came precisó que los once rubros relevados experimentaron fueron bajas, aunque el mayor impacto se sintió en las empresas con más de 50 empleados, en los que el declive anual fue del 44,9 por ciento, según especificó la Encuesta Mensual Industrial de Came entre las 300 industrias pymes de la Argentina.
En tanto, el Índice de Producción Industrial Pyme (Ipip) se ubicó en 37,7 puntos en abril, “sin dudas muy por debajo de los niveles del 2009, que estuvo cercano al 100 por ciento”.
En el análisis por rubros, en la comparación anual, la menor caída se observó en el ligado a la producción de alimentos y bebidas, que retrocedió 16,2 por ciento. Mientras, el que más cayó en abril fue el de indumentaria y textil, que se hundió 79,4 por ciento.
Otro de los rubros que estuvieron entre los derrumbes más profundos en la comparación con 2019 fueron productos electromecánicos, informática y manufacturas varias (-79,4 por ciento), material de transporte (-71,7 por ciento), productos de metal, maquinaria y equipo (-71,6 por ciento) y productos de caucho y plástico (-68,4 por ciento).
La producción de papel, cartón, edición e impresión disminuyó 41,2 por ciento. La merma fue menor que los otros rubros, ya que está vinculada a los rubros de alimentos y bebidas y a la de minerales no metálicos.
En tanto, la industria metalmecánica tuvo demanda durante abril, principalmente ligada al agro, y sostuvo algunas ventas pese a la suba que registró el dólar informal.
Además, algunas de las firmas se mantuvieron con entregas de bienes pedidos en diciembre, enero y febrero.
Los indicadores brindados por Came señalan un fuerte retroceso en la actividad, que se sumó al retroceso generalizado de la industria, que cayó un 27 por ciento interanual en abril, su peor baja desde 1993, cuando comenzó a construirse el indicador del sector que publica todos los meses la consultora Orlando Ferreres.
“Con varias ramas de la industria completamente paralizadas y muchas otras operando con diversas limitaciones, las cifras de la mayoría de los sectores son catastróficas”, explicaron en el informe mensual.


En cifras

37,7%

Es el porcentaje en que se ubicó el Índice de Producción Industrial Pyme (Ipip) durante abril, uno de los valores más bajos desde 2009.

-16,2%

El rubro de alimentos y bebidas fue uno de los que menos disminuyó en la comparación interanual. El más afectado fue el de indumentaria (-79,4%).



La producción metalúrgica también bajó durante abril

Una de las principales actividades económicas del país también experimentó una fuerte merma durante abril. Según un informe elaborado por la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina (Adimra), la producción de la industria metalúrgica registró una caída del 38,7 por ciento interanual. De esta manera, ya son 24 los meses que el rubro acumula bajas consecutivas, comparables con los niveles registrados en 2003.
La entidad especificó que las provincias más afectadas en abril, el primer mes completo del confinamiento obligatorio, fueron la provincia de Buenos Aires y Córdoba, con el 49,7 y 48,9 por ciento, respectivamente.
Por su parte, Santa Fe tuvo una merma menor, que alcanzó el 30,7 por ciento en comparación con el mismo período de 2019.
Los rubros que presentaron mayores retrocesos en su producción fueron equipos y aparatos eléctricos (-53,2%), autopartes (-52,7%) y fundición (-51,5%).
Por su parte, los sectores de equipamiento médico (18,7%), maquinaria agrícola (-15,6%) y determinados segmentos del sector de carrocerías, remolques y semirremolques (-19,5%) manifestaron caídas interanuales menores que el resto al estar entre las actividades eximidas del aislamiento social preventivo y obligatorio dispuesto por Nación para frenar el avance del coronavirus en el país.
En lo que respecta al empleo, detallaron que se redujo 3,8 por ciento interanual en abril y que estas bajas se concretaron en alrededor del 50 por ciento de las empresas de todo el país.
En tanto, en abril se incrementó al 63 por ciento la cantidad de empresas que redujeron las horas extras y el 53 por ciento acortó las jornadas de trabajo.
Por otro lado, la entidad informó que el 35 por ciento de las empresas afirmaron haber solicitado el programa de Recuperación Productiva (Repro) o el proceso preventivo de crisis durante abril.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina